Etiquetas

, , , ,

LA FUNDACIÓN DE SANTA ANA DE LOS RÍOS DE CUENCA 452 ANIVERSARIO
Cuenca Patrimonio de la Humanidad

El 12 de Abril de 1557, la ciudad de Cuenca, fue fundada sobre las ruinas del centro incaico de Tumipampa.  Fue una provisión del virrey de Lima, don Andrés Hurtado de Mendoza, al capitán Gil Ramírez Dávalos. para que venga en persona y funde un pueblo de españoles, en la provincia de Tomebamba, tiene la siguiente disposición terminante: “para que los naturales sean mirados y favorecidos y no se les haga fuerza ni maltratamiento alguno, y sean instruidos con muchos cuidados en las cosas de Nuestra Fe Católica, ley natural, buen orden y costumbres y policía”.

Esta provisión contiene veinte y siete instrucciones, referentes a que el lugar escogido tenga agua perpetua y monto para leña, y disposición para hacer molinos y caminos, donde se pueda andar con carreteras y que estén más cerca del pueblo de Tumbes. En fin, el lugar más conveniente donde se trazará el dicho pueblo, que se ha de titular la ciudad de Cuenca (de donde era originario el Virrey), a la cual debe dársele horca y cuchillo, jurisdicción civil y criminal.

Parque Calderón
Otras disposiciones se refieren a que el pueblo tendrá solares para el Cabildo, cárcel, iglesia, cementerio, monasterio de Santo Domingo, hospital y solares para vecinos.

Escuchadas las disposiciones del Virrey y escogido el lugar para la fundación, Gil Ramírez Dávalos desenvainando su espada dijo: “a nombre de su Majestad, el emperador Carlos V. exijo de los naturales declarar que si la fundación de la población española  en la provincia de Tomebamba, causaría daño, perjuicio o despojo de personas y tierras”.

Los naturales contestaron, por voz de Pedro, que no, que ningún agravio les causaría la dicha fundación  y que habiendo tierras bastantes para el sustento, a nadie le perjudicaba.

Entonces se procedió a establecer el nuevo asentamiento, blandiendo su espada en todas las direcciones, a fin de señalar “in continente” los términos de la jurisdicción territorial de la ciudad.

La ciudad de Cuenca nació con vocación de tal, nunca como villa o como pueblo menor. Su destino fue el del ciudad y se le concedió un escudo y un título blasonario.

En primera instancia bajo el mandato de de las viejas tradiciones medievales que España impuso en América  y para que la ciudad recién fundada gozase de los fueros de Villa, se realizó el acto jurídico solemne de constituir el Cabildo, Alcalde y Regidores.

El primer Cabildo Cuencano nace el 28 de Abril de 1557, cuando comparecen Gonzalo de las Peñas, Andrés Pérez de Luna y Nicolá de Rocha a fin de tomar posesión por un año, del oficio de Alcalde el primero, y de registradores los segundos.

Constituido el Cabildo de Cuenca, y preocupado de que su ciudad contara con un Escudo de Armas, éste se gestionó ante el Virrey del Perú Don Andrés Hurtado de Mendoza, solicitud que fue aceptada por el Marqués de Cañete el 20 de noviembre de 1557 con la leyenda de “PRIMERO DIOS Y DESPUÉS VOS”.

Las características que emitió el Virrey del Perú para nuestro escudo de armas y que se encuentran en el libro Primero de Cabildos de la ciudad de Cuenca son:

…”Un escudo partido de esquina a esquina con unos eslabones verdes y en medio una argolla grande y dentro en el circuyto della una corona de oro en campo colorado y el quartel de arriba sobre la corona una ciudad sobre agua y el campo della de oro y a una de los lados y a otro sendos leones pardos bueltos la cara uno a otro y en las manos sendas panelas de plata en campo colorado y encina del escudo una bandera con cinco paneles de plata en campo colorado con una horla de oro a la rredonda y el fierro de la lanza de plata y un retulo por encima del escudo travado en la lanza con una letra que diga “Primero Dios, y Después Vos”…

Igualmente se realizó la petición de un estandarte por parte del cabildo al Marquéz de Cañete, el que por derecho propio debía llevarlo públicamente por las calles de la Ciudad. Quien peticionó esta solicitud fue en primera instancia el señor Rodrigo Paz, vecino de Quito, quien a su paso por Cuenca  cumplió un encargo especial del Cabildo. La provisión de la bandera fue recibida el 10 de junio de 1558, en presencia del propio fundador, capitán Gil Ramírez Dávalos. Escuchada la provisión se entrega el estandarte de la ciudad cuyos colores son el rojo y el amarillo que provienen de la insignia española, pues Cuenca se declaró siempre heredera de las virtudes de España, de Pelayo y de los Reyes Católicos.

Además de todo esto la ciudad de Cuenca tiene el título de MUY NOBLE Y MUY LEAL.

Pocas ciudades de América nacieron tan armoniosamente como Cuenca, a la cual de hecho se la dejó con su nombre “SANTA ANA DE LOS RÍOS DE CUENCA”. Pues existió pleno asentimiento de los caciques del lugar.

La ciudad de Cuenca nació grande, es grande y siempre será orgullo del Ecuador.

Pero fue necesario que transcurriesen 347 años para conmemorar por primera vez la fundación de Cuenca. Fue el 12 de Abril de 1904 que por primera vez se celebrase la fundación de nuestra ciudad. Y es en esta fecha en una exposición de productos, artefactos y creaciones artísticas en que se da a conocer la letra del Himno a Cuenca, que en primera instancia fue creado como Himno del Azuay.

Símbolos de la Ciudad de Santa Ana de los Cuatro Ríos de Cuenca

Pero si en verdad en 1904 nació el himno de Cuenca en la Primera Exposición Artesanal del Azuay, este se oficializa el 18 de Abril de 1.939, – es decir tuvieron que pasar 35 años luego de habérselo dado a conocer-, mediante Acuerdo Municipal, durante la Presidencia del Concejo Cantonal, que estuvo a cargo del Dr. Carlos Aguilar Vázquez.

El himno de la ciudad de Cuenca consta de trece estrofas de cuatro versos cada una en total 52 versos, de los cuales se canta la primera estrofa (como coro) y las estrofas tercera y cuarta.

Anuncios